EarthSky // Entrevistas // La Tierra Feb 25, 2013

El ruido de barcos dificulta la comunicación entre ballenas

50 millas al este de Boston, las Ballenas de los Bascos han perdido del 63 al 67 por ciento de su espacio de comunicación.

El ruido de barcos pasando está interfiriendo con la habilidad de algunas ballenas para comunicarse, de acuerdo con un estudio publicado en la revista especializada Conservation Biology.

Los científicos han estudiado la Ballena de los Bascos o Ballena Franca Glacial, la cual se encuentra en peligro crítico de extinción. Se cree que menos de 400 de estas ballenas existen en la actualidad. Las ballenas enfrentan varias amenazas. Pueden ser lastimadas por barcos o se pueden enredar con aparejos de pesca.

Los científicos quisieron averiguar cómo la contaminación acústica estaba afectando a las ballenas, por lo que colocaron instrumentos de grabación acústicos en un área popular donde las ballenas acostumbran ir a comer, aproximadamente a 50 millas al este de Boston. Después compararon el ruido de los barcos hoy en día con los niveles de ruido de hace medio siglo.

Crédito de la imagen: NOAA

Según estos científicos, las Ballenas de los Bascos han perdido del 63 al 67 por ciento de su espacio de comunicación. En otras palabras, el ruido de ambiente del tráfico de los barcos dificulta que estas ballenas se escuchen las unas a las otras la mayoría del tiempo.

La ecologista marina Leila Hatch – una ecologista marina que trabaja en el Santuario Nacional Marino Stellwagen Bank – lideró el estudio. Hatch comentó que las grandes ballenas éstas dependen de su habilidad auditiva mucho más que de su habilidad visual. El ruido crónico podría estar reduciendo las oportunidades de las ballenas de reunirse y compartir información vital sobre cómo encontrar comida y pareja y acerca de cómo navegar, evitar depredadores y cuidar a sus crías.

Agradecemos a la Fundación Nacional de la Ciencia.